250
The lodge

Pais posible

PROPUESTAS QUE CONSTRUYEN

Elecciones 2017

Escrito por 21 Feb,2017

Por @andresmideros

 

La elección de Presidente de la República que se dio el pasado 19 de febrero marca un hito en la historia política del Ecuador. Después de años de inestabilidad política y económica, en 2007 llegó a la Presidencia el economista Rafael Correa Delgado, quien ha sido la figura indiscutible de la última década en el Ecuador, y forma parte de los gobiernos progresistas en la región. La ausencia de Correa en la papeleta electoral genera de por si un cambio significativo en la política nacional. A eso se suma, que la elección se da en un contexto de recesión económica generada por la crisis económica internacional, la caída del precio del petróleo, y la apreciación del dólar, lo que afecta la balanza de pagos ecuatoriana, de manera particular por ser una economía dolarizada. Además, se da en medio de denuncias de corrupción varias de ellas vinculadas a contratos con la Constructora Odebrecht. Un cuarto factor, es la buscada de recuperar el poder político por parte de tendencias conservadoras en toda la región.

 

No es de sorprender entonces que la oposición se haya aglutinado alrededor de candidaturas que representan a sectores conservadores. Los dos candidatos con mayores posibilidades fueron el ex banquero Guillermo Lasso, y la representante del Partido Social Cristiano, vinculado a las cámaras de comercio, Cynthia Viteri. Aprovechando el contexto señalado, su campaña se basó en el desprestigio al actual Gobierno, y a establecer medidas de la vieja receta neoliberal que toman nuevos tintes demagógicos incluyendo: eliminación de impuestos, reducción del tamaño del Estado, flexibilización laboral, e incluso privatización de servicios públicos. Por su parte, el candidato oficialista, el ex vicepresidente Lenin Moreno, ha planteado la campaña desde generar continuidad a los logros de la llamada “Revolución Ciudadana” (reducción del desempleo, construcción de infraestructura, carreteras, puertos, aeropuertos, centrales hidroeléctricas, proyectos multipropósitos de agua para riego y control de inundaciones, reducción del desempleo y la desigualdad, aumento del salario básico, duplicación de la cobertura de la seguridad social, universalización de la educación básica, reducción de la pobreza en más 1,9 millones de persona, entre otros). Pero planteando un cambio de estilo en cuanto a ampliar espacios de diálogo, brindar incentivos al empleo juvenil, hacer "una cirugia mayor" a la corrupción y dar prioridad a políticas de protección social enfocadas en la primera infancia, adultos mayores, personas con discapacidad, reducción del déficit de vivienda, y erradicación de la pobreza extrema. Ninguna candidatura ha dejado de lado la generación de empleo, las diferencias se dan en los modelos a seguir.

 

A la fecha, con el 91,1% de las actas de juntas electorales escrutadas el candidato Lenin Moreno gana la primera vuelta con el 39,07% de los votos válidos, seguido por el ex banquero Guillermo Lasso con el 28,42% de los votos. Una diferencia cercana a un millón de votos válidos (en un universo de 12,8 millones de electores). De esta manera cumple el primero de dos requisitos para ganar la elección presidencial, el tener una ventaja de más del 10% de votos válidos. Sin embargo, parece que no se alcanzará el segundo requisito que es el de tener el 40% de votos válidos. La elección además incluye a la Asamblea Nacional donde el partido oficialista, Alianza PAIS, alcanzaría la mayoría de escaños, y una consulta popular promovida por el actual presidente para prohibir que personas que tengan cuentas en paraísos fiscales (como es el caso del candidato Lasso) puedan ejercer cargos públicos. En la que con el 55,8% de actas contabilizada, gana la propuesta con el 54,49% de los votos válidos. De esta manera se constituye un triunfo de la candidatura de Moreno, del movimiento Alianza PAIS y del Presidente Correa.

 

Sin embargo, el Consejo Nacional Electoral ha indicado que los resultados oficiales se tendrán en los próximos días. Existe una aparente demora en la contabilización de actas debido a impugnaciones realizadas por los diferentes partidos políticos, así como a inconsistencias de algunas actas especialmente provenientes de zonas rurales, donde triunfa el candidato Moreno. En este escenario la candidata Viteri anticipó su apoyo a Guillermo Lasso, y este ha llamado a manifestaciones en las afueras del Consejo Nacional Electoral, cercando el lugar siguiendo el estilo de las derechas regionales, e intentando posicionar la idea de que en el caso que se llegue al 40% de votos válidos a favor de Moreno se trataría de fraude electoral. Manifestaciones que auspiciadas por el candidato vicepresidencial de Lasso, Andrés Paéz, ya han generado actos de violencia.

 

En el caso de que Lenín Moreno logre el 40% de votos válidos y gane la presidencia sin ir a segunda vuelta deberá enfrentar un escenario de división política y social. En caso de ir a segunda vuelta contra el candidato Lasso requerirá del apoyo de sectores de la población desencantados con el proceso político de la “Revolución Ciudadana” para poder alcanzar la mayoría de votos. Mientras la oposición simplifica las cifras al señalar que todos quienes no votaron por Moreno están en contra de él, y vacía la idea de cambio en una campaña sin política (propuesta, debate, ideología) dónde prevalece la “guerra de memes” y la estrategia del escándalo para ganar quitando votos.

 

Quien quiera ganar la elección y legitimar el triunfo, ya sea en primera o segunda vuelta, deberá tener la capacidad de conectar con la ciudadanía. En ese escenario Guillermo Lasso tiene límites, ya que no logra conectar con los sectores populares, por su agenda neoliberal, su falta de carisma, porque se lo recuerda por su responsabilidad en la crisis financiera de 1999, y por el rechazo a su candidato a la vicepresidencia Andrés Paéz quién está vinculado a denuncias de corrupción, así como a la promoción de manifestaciones violentas. Su fuerte sería aglutinar el voto de rechazo al actual gobierno. Por su parte, la ventaja la tiene Lenín Moreno si brinda señales contundentes para concretar la voluntad que ha expresado de enfrentar las denuncias de corrupción (incluyendo a las que involucran a su candidato a la vicepresidencia Jorge Glas) y logre acercarse a sectores que anteriormente se alejaron del actual gobierno, y demandan cambios, recuperando agendas progresistas de organizaciones sociales, derechos de la naturaleza, derechos sexuales y reproductivos, igualdad de género, economía popular y solidaria, pueblos y nacionalidades indígenas, montubios y afroecuatorianos, pero además planteando un pacto claro con sectores productivos, comerciales e industriales, para gobernar un país diverso.


Ver versión actualizada publicada en Kafeina.tv (2 de marzo de 2017): http://www.kafeina.tv/segunda-vuelta-esta-juego/

Leído 2056 veces Modificado por última vez el 10 Mar,2017
Valorar este artículo
(4 votos)
You are here:   HomeBlogPaís PosiblePais Posible BlogElecciones 2017